sábado, 1 de septiembre de 2012

Consejos para conservar tu cepillo de dientes


Los problemas de la salud bucal muchas veces se desarrollan a causa de prácticas de higiene incorrecta, que no cumplen al 100% la función de remover las bacterias y gérmenes de la boca. Y con esto no solo nos referimos a un incorrecto cepillado de los dientes, sino también a las malas condiciones en que, por descuido o desconocimiento, se deja caer a los cepillos de dientes.

Por ello hoy te brindaremos algunos consejos para conservar tu cepillo de dientes en buen estado de forma natural, que te permitirán mantener en buen estado tu principal herramienta para la higiene bucal.



Limpieza del cepillo de dientes

Ten en cuenta que luego de cada lavado de dientes, en el cepillo dental quedan adheridas bacterias y restos de pasta dentífrica, que de acumularse, y con el tiempo, causarían el desmejoramiento de las cerdas, disminuyendo la eficacia de su efecto limpiador.

Lo mejor es limpiar el cepillo de dientes luego de cada lavado con agua tibia y sacudirlo con fuerza para eliminar cualquier residuo. Mientras que para eliminar las bacterias por completo, puedes sumergir el cepillo en una solución de agua y un poco de bicarbonato de sodio, o con agua oxigenada.

 

Cómo guardar el cepillo

A la hora de guardarlo tendrás que tener en cuenta cuestiones como la de evitar el contacto con otros cepillos, permitir que escurra bien y evitar que permanezca húmedo.

Para ello, no es conveniente que lo guardes en algún paquete, como en las pequeñas cajitas de plástico en que suelen venir, sino que lo mejor es guardarlo de forma vertical y con la cabeza hacia abajo en un lugar aireado.


Evita cualquier contaminación

Ya sea durante el cepillado o cuando lo guardas, evita que el cepillo de dientes entre en contacto con objetos o superficies que puedan generar algún tipo de contaminación. Recuerda que todo lo que contengan las cerdas de tu cepillo, tarde o temprano irán a parar a tu boca, por lo que es esencial que estos contenidos sean únicamente los propios de la pasta dentífrica.
Renovación del cepillo de dientes

Como es lógico, el uso cotidiano del cepillo de dientes termina por provocar un desgaste normal en sus cerdas que lo vuelven obsoleto para cumplir las funciones adecuadas de limpieza, por lo que re recomienda adquirir un nuevo cepillo cada 2 o 3 meses.

Con estos simples consejos podrás mantener en buenas condiciones tu cepillo de dientes, y mejorar así tu higiene bucal sin necesidad de utilizar limpiadores químicos o resignarte a utilizar un cepillo inadecuado.


Fuente:
www.otramedicina.com
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
María José Morón. Con la tecnología de Blogger.